Roma es una de las ciudades de Europa más maravillosas para realizar una escapada. No importa la época del año en la que vayas que siempre te sorprende. Su belleza y su patrimonio cultural te dejan atrapados. Los sitios turísticos de Roma son numerosos, pero sin duda te aconsejo que no te pierdas los siguientes. ¡La ciudad eterna te espera!

1. Fontana di Trevi

Los inicios de la construcción de la fuente se remontan al año 1732 cuando Nicola Salvi empezó a desarrollarla tras ganar un concurso convocado por el Papa. Pero no fue él quien la terminó, sino Giuseppe Panini, 30 años más tarde. Su principal función tenía como cometido ser el final del acueducto Aqua Virgo, uno de los más antiguos de la ciudad. Sin duda su punto fuerte es ese diseño tan propio del Renacimiento, que tan comunmente vemos en muchas ciudades y pueblos de Italia. Presenta este contraste con otros elementos más antiguos y clásicos de Roma, pero que en conjunto se amoldan perfectamente para ofrecer una maravilla visual.

La tradición dice que hay que arrojar 3 monedas en la fuente. Todo a raíz de una película de hace 60 años que hizo de esa costumbre algo popular entre los turistas. Si lanzas una moneda volverás a Roma, si lanzas dos monedas te enamorarás y si lanzas tres monedas te casarás con esa persona. Se estima que en un año se pueden recaudar unos 900.00€ de entre todas las monedas lanzadas. Desde hace unos años se llegó un acuerdo para destinar ese dinero a fines benéficos, dando de comer a personas sin techo y familias con bajos recursos.

Si quieres acudir a ella en metro tienes que coger la línea A (roja). Aunque siempre hay mucha gente es recomendable evitar las horas punta, donde se puede masificar. Especialmente en verano, donde puede llegar a ser un poco agobiante.

2. Coliseo de Roma

Una de las Siete Maravillas del Mundo Moderno. Un monumento con miles de años de antigüedad que es el emblema más importante de la ciudad. Más de 6 millones de turistas lo visitan cada año. Desde su origen se erigió como el mayor anfiteatro romano. Más de 50.000 personas disfrutaban de todo tipo de espectáculos. Ejecuciones, batallas y luchas entre gladiadores eran los eventos que más repercusión tenían entre la gente.

Se estima que su actividad se prolongó por más de 500 años, siendo uno de los principales centros de entretenimiento de la población. Durante la edad media fue utilizado como cantera, aunque también fue un refugio. El paso del tiempo, los expolios de guerra, los terremotos y la segunda guerra mundial hicieron bastante daño en la estructura.

Como consejo personal te recomiendo que vayas lo más pronto posible para que la cola de espera sea menor, de lo contrario puedes estar mucho tiempo para acceder. Y como comentaba antes, en verano, el calor no es nada recomendable como para estar quieto en un sitio. También puedes comprar la entrada en el Palatino, con la que también puedes entrar en el Foro, lugares donde la cola es mucho menor.

Por último, si tienes la Roma Pass, en el Coliseo hay una cola reservada para los de esta tarjeta, por lo que será más accesible el poder entrar. Con ella además tendrás servicio ilimitado del transporte público de la ciudad, descuentos en puntos de interés y entrada gratuita a los dos primeros museos o monumentos.

Puedes acudir en metro a través de la línea B. El horario es de 8:30 hasta una hora antes de la puesta de sol. Está cerrado el 25 de Diciembre y el 1 de Enero.

Precio:

  • Entrada combinada para el Coliseo, el Foro y el Palatino:Adultos: 12€.Ciudadanos de la Unión Europea entre 18 y 24 años: 7,50€.Menores de 17 y mayores de 65 años pertenecientes a la UE: gratis

3. Foro Romano

Una impresionante zona donde en la antiguedad se llevaba a cabo la vida pública, política, económica y religiosa de la ciudad. Es una de las muestras que se conservan en la actualidad de la impresionante magnitiud que tuvo Roma y todo el Imperio Romano. Aunque se conocía la existencia de este lugar, sus monumentos se encontraban enterrados bajo suciedad y escombros.

Fue en el siglo XVI cuando se empezó a tener verdadera constancia de lo que allí había, pero hasta el siglo XX no comenzaron los procesos de excavacion y recuperación. Aunque a día de hoy son unas ruinas, en cuanto estás allí y cierras los ojos, puedes sentir un ambiente especial. Puedes imaginarte como era la antigua Roma, una ciudad que dominaba el mundo.

En el Foro Romano puedes pasar un día entero, pues todo es muy interesante y siempre te aporta algo nuevo. Allí se encuentran numerosos templos dedicados a los dioses y elementos, así como basílicas. Los elementos más importantes y destacados son:

  • Vía Sacra: la principal calle de Roma en la antiguedad
  • La Curia: edificio donde se reunía el Senado para tomar las decisiones políticas
  • Arco de Tito: en él se conmemora la victoria sobre Jerusalem y fue levantado tras el fallecimiento del emperador Tito
  • Arco de Severo Séptimo: construído para celebrar el tercer año de Severo Séptimo como emperador
  • Columna de Foca: contruída en honor a Bizancio, con más de 13 metros de altura

Está muy cerca del Coliseo por lo que puedes utilizar la misma línea de metro para llegar allí. (la B). En autobús puedes coger las líneas 60, 75, 85, 87, 95 o 175.

El horario es de 8:30 hasta una hora antes de la puesta de sol. Está cerrado el 25 de Diciembre y el 1 de Enero.

Precio:

  • Entrada combinada para el Coliseo, el Foro y el Palatino:Adultos: 12€.Ciudadanos de la Unión Europea entre 18 y 24 años: 7,50€.Menores de 17 y mayores de 65 años pertenecientes a la UE: gratis

4. Palatino

Una de las famosas 7 colinas de Roma y la más céntrica del lugar. Forma parte de la zona más antigua y se encuentra a 40 metros de altura del Foro Romano. Según los historiadores se considera este lugar como uno de los puntos donde se comenzó a construir la ciudad hace casi 3.000 años. En los orígenes de la zona era común que las personas de alta cuna construyesen importantes palacios. Para los más mitológicos dicen las historias que allí se encontraba la cueva donde vivía la loba que crió a los hermanos Rómulo y Remo.

Mi recomendación personal es que te tomes esta visita con calma y así puedas apreciar los restos de grandes casas y palacios así como impresionantes jardines o lugares emblemáticos como el Hipódromo de Domiciano. En el Museo tendrás la oportunidad de ver restos encontrados en las excavaciones de la zonas y también objetos históricos.

Al igual que el Coliseo y Foro, para llegar puedes hacerlo cogiendo la línea de metro B o a través de las líneas de autobús: 60, 75, 85, 87, 95 o 175.

El horario de visita es de 8:30 a 19:00 durante todos los días.

Precio:

  • Entrada combinada para el Coliseo, el Foro y el Palatino:Adultos: 12€.Ciudadanos de la Unión Europea entre 18 y 24 años: 7,50€.Menores de 17 y mayores de 65 años pertenecientes a la UE: gratis

5. Panteón de Agripa

La historia de este monumento se traslada en sus inicios hasta el año 27 a.C. cuando Agrippa, un general de César Augusto contruyó un Panteón en el lugar. Posteriormente, sobre el año 80, un incendio destruyó todo. Fue en el año 118 cuando Adriano decidió volver a construir un nuevo templo en nombre honor al general.

La estructura está considerada como una de las grandes obras arquitectónicas que hicieron los romanos hasta ese momento, solventando problemas que tenían con obras realizadas anteriormente. Además tiene unas medidas sorprendentemente precisas para su época, que se relacionan con un gran conocimiento de la matemática junto a una temática astronómica y religiosa. Su uso principal era para rendir homenaje y culto a todos los dioses de Roma.

En la actualidad quedarás impresionado por su estructura y su fachada. Se encuentra perfectamente conservado en parte por el interés del papado de manterlo en las mejores condiciones posibles. En su interior te encuentras con tumbas de reyes y obras de arte magníficas. Los sietes dioses centrales están representados en todo detalle, siendo Marte y Venus las piezas centrales.

Está ubicado entre la Fontana de Trevi y la Plaza Navona. Para llegar allí en metro puedes coger la línea A (naranja) o las líneas de autobús: 30, 40, 49, 62, 64, 81, 87.

La entrada es gratuita y el horario de visita es de lunes a sábado: de 8:30 a 19:30. Domingos: de 9:00 a 18:00.

6. Basílica de San Pedro

No es un lugar en si de Roma sino de la Ciudad del Vaticano que está dentro de la ciudad, pero merece la pena. El punto central del catolicismo en todo el mundo, ya que es el templo más importante de esta religión, donde se encuentra la Santa Sede. Este lugar, especialmente la Plaza de San Pedro, son el centro de peregrinación de millones de personas de todo el mundo.

Independientemente de si eres religioso o no, se trata de un monumento espectacular construido en el año 1626. El interior de la Basílica es una maravilla y en él se encuentran obras de arte históricas como La Piedad de Miguel Ángel o la Estatua de San Pedro. El propio Miguel Ángel fue que inició la construcción de su magestuosa cúpula. Un lugar con una altura de 136 metros desde donde tienes unas vistas fascinantes. Para llegar a lo alto hay que subir unas escaleras incómodas y estrechas, por lo que es mejor tomárselo con calma y no estresarse.

Te recomiendo que primero visites la Cúpula pues luego se forman interminables colas para subir y bajar. Así luego tendrás todo el tiempo que necesites para apreciar la Basílica.

Puedes llegar en metro cogiendo la línea A (roja).

El horario de visita es desde noviembre hasta marzo: de 07:00 a 18:00 horas. Desde abril hasta octubre: de 07:00 a 19:00 horas. La cúpula abre una hora después y cierra una hora antes.

Entrar a la Basílica es gratis pero si subes a la Cúpula tendrás que pagar:

  • Subida en ascensor hasta el nivel de la terraza (se sigue a pie 320 esacalones): 7 €
  • Subida a pie (551 escalones): 5 €

Con las visitas a estos monumentos tendrás muchas horas ocupadas, además de ser los puntos principales y mejor valorados por los turistas. Por supuesto, es una ciudad que ofrece mucho más. Si tienes tiempo no dejes pasar la oportunidad de visitar sitios turísticos de Roma como las Catacumbas, el Arco de Constantino, el Mercado de Trajano, el Circo Máximo, las Termas de Caracalla o la famosa Boca de la Verdad.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here